domingo, 6 de septiembre de 2009

Ajedrez


Porque éramos amigos y, a ratos,
nos amábamos;
quizá para añadir otro interés
a los muchos que ya nos obligaban
decidimos jugar juegos de inteligencia.

Pusimos un tablero enfrente de nosotros:
equitativo en piezas, en valores,
en posibilidad de movimientos.
Aprendimos las reglas, les juramos respeto
y empezó la partida.

Henos aquí hace un siglo, sentados,
meditando encarnizadamente
cómo dar el zarpazo último que aniquile
de modo inapelable y, para siempre, al otro.

Rosario Castellanos. Pintura: Daniel Garber

1 comentario:

Adrianina dijo...

El ajedrez puede ser un juego perfecto si se lo juega sin miedos.

No recuerdo quien dijo, refiriéndose a este juego: Si pienso juego mal.

Besos querida Beatríz. Buen comienzo de semana para vos y los tuyos...

Related Posts with Thumbnails