sábado, 20 de diciembre de 2014

Suite francesa






Estaban solos –se creían solos- 
en la enorme casa dormida. 
Ninguna confesión, ningún beso, sólo el silencio…
 Más tarde, conversaciones febriles y apasionadas 
durante las que hablaban de sus respectivos países,
 de sus familias, de música, de libros…
 Los invadía esa extraña felicidad, 
esa prisa por desnudar el corazón ante el otro, 
una prisa de amante que ya es una entrega, la primera,
 la entrega del alma que precede a la del cuerpo.
 «Conóceme, mírame. Soy así.
 Esto es lo que he vivido, esto es lo que he amado.
 ¿Y tú? ¿Y tú, amor mío?» 
Pero, hasta ahora, ni una palabra de amor. 
¿Para qué? 
Son inútiles cuando las voces se alteran,
 cuando las bocas tiemblan, 
cuando se producen esos largos silencios… 


Suite francesa" de Irene Nemirovski.
Bogart...again

jueves, 18 de diciembre de 2014

Dos personas...




Dos personas no pueden encontrarse 
antes de estar maduras para su encuentro... 
obedeciendo la ley irrevocable de sus destinos,
 de sus estrellas, 
de la misma manera que se encuentran dos astros, 
en la infinitud del universo, 
con una exactitud perfectamente determinada,
 en el instante previsto, 
en el instante que pertenece a los dos,
 en la infinitud del espacio y del tiempo..."

Sándor Marai, La herencia de Eszter
"Of all the gin joints in all the towns in all the world, she walks into mine." Casablanca

miércoles, 17 de diciembre de 2014

No te rindas



No te rindas, aún estás a tiempo
de alcanzar y comenzar de nuevo,
aceptar tus sombras, enterrar tus miedos,
liberar el lastre, retomar el vuelo.
 
No te rindas que la vida es eso,
continuar el viaje,
perseguir tus sueños,
destrabar el tiempo,
correr los escombros y destapar el cielo.
 
No te rindas, por favor no cedas,
aunque el frío queme,
aunque el miedo muerda,
aunque el sol se esconda y se calle el viento,
aún hay fuego en tu alma,
aún hay vida en tus sueños,
porque la vida es tuya y tuyo tambien el deseo,
porque lo has querido y porque te quiero.
 
Porque existe el vino y el amor, es cierto,
porque no hay heridas que no cure el tiempo,
abrir las puertas quitar los cerrojos,
abandonar las murallas que te protegieron.
 
Vivir la vida y aceptar el reto,
recuperar la risa, ensayar el canto,
bajar la guardia y extender las manos,
desplegar las alas e intentar de nuevo,
celebrar la vida y retomar los cielos,
 
No te rindas por favor no cedas,
aunque el frío queme,
aunque el miedo muerda,
aunque el sol se ponga y se calle el viento,
aún hay fuego en tu alma,
aún hay vida en tus sueños,
porque cada día es un comienzo,
porque esta es la hora y el mejor momento,
porque no estás sola,
porque yo te quiero.

Benedetti
Pintura: Giarrano

martes, 16 de diciembre de 2014

Qué quieres....



¡Qué quieres
el amor pide calle,
pide viento,
no sabe morir 
en la soledad!

Cortázar. Ciao Verona
Giarrano


lunes, 15 de diciembre de 2014

Se mira en el espejo....





Se mira en el espejo,
no hay ninguna señal
de que haya muerto.

María Rosal
Fran Peppers

domingo, 14 de diciembre de 2014

Ni sol, ni versos...



Ni sol,
ni versos,
ni vino.
Hay días en los que
sólo un beso en la nuca
es capaz de aturdirme lo suficiente
como para salvarme del abismo.

Elvira Laruelo

sábado, 13 de diciembre de 2014

Dormimos



Dormimos espalda contra espalda
respetando cada uno
la tierra de los sueños del otro.
Al despertar nos citamos
en el puesto fronterizo.
Allí aprendemos entre brumas 
que dos exiliados hacen un país.

Ana Pérez Cañamares

Foto: Sam Caplat

viernes, 12 de diciembre de 2014

Qué buscamos



Qué buscamos en un poema 
sino una certeza, 
por temblorosa que sea. 
El cobijo del desamparo. 
Y la promesa de que no estamos solos. 
O si solos, al menos en compañía de los solitarios.
 Por eso, a veces, el poeta parece un labrador que,
 cavando un surco, 
encontrase un cuenco enterrado 
y tomándolo en las manos,
 tan cuajadas como el barro cocido, 
vislumbrara el destello cristalino del agua 
que un día alivió la sed de sus ancestros.

Daniel Domínguez
Evan Wilson

jueves, 11 de diciembre de 2014

Intimidad



Lo que ocurre
cuando ni siquiera nos rozamos
y sin embargo todo lo que nos rodea
es una luz
que los demás respiran.

Begoña Abad
Pintura: Edward Gordon

miércoles, 10 de diciembre de 2014

No sé...



No sé que preferir
la belleza de las inflexiones,
o la belleza de las insinuaciones,
el mirlo silbando
o justo después.

Wallace Stevens
Traducción Hilario Barrero

Debajo de las sábanas



Debajo de las sábanas podemos
entablar batallas,
descifrar mapas,
contar lunares en territorio ajeno,
conquistar cimas,
avanzar en trincheras,
amagar con estrategias,
hacer guerra de guerrillas,
hacer prisioneros,
desvelar secreto de estado,
mantener a raya al enemigo,
hacer escaramuzas,
delimitar terrenos,
poner banderas en la cima conseguida,
morir o matar,
pero no podemos rendirnos
y entregar atados los ideales.


Begoña Abad
Pintura: Annick Bouvier

martes, 9 de diciembre de 2014

Hijo




Aunque ese  vuelo te alejara de mí,
hoy quiero enseñarte a volar
porque no encuentro otro modo mejor
de amarte.

Begoña Abad
Cassis 2011

lunes, 8 de diciembre de 2014

Alas de tango



Si Scola la hubiera visto...


video


Pintura: Blakely

domingo, 7 de diciembre de 2014

Memoria de elefante



Te amo tanto que no sé amarte,
 amo tanto tu cuerpo y lo que en ti no es tu cuerpo 
que no comprendo por qué nos perdemos 
si a cada paso te encuentro,
 si siempre al besarte besé más que la carne de que estás hecha,
 si nuestro matrimonio se consumió de juventud como otros de vejez, 
si después de ti mi soledad se acrecienta con tu olor,
 con el entusiasmo de tus proyectos y con la redondez de tus nalgas, 
si me sofoco con la ternura de la que no logro hablar, 
aquí, en este momento, amor, me despido 
y te llamo sabiendo que no vendrás 
y deseando que vengas del mismo modo que como dice Molero, 
un ciego espera los ojos que encargó por correo.

Lobo Antunes
Jason langer

sábado, 6 de diciembre de 2014

Tengo un amante



Tengo un amante
que me cubre de besos
y que no se avergüenza
de bailar en los bares
y no sé por qué
estoy feliz, me escribes,
y al vuelo me aparecen
diminutos poemas
anidando en cada coma.
Quién necesita más
que alguna de esas cosas
para columpiarse en la vida
una mañana fría en la que,
sin embargo,
tú irás a nadar
y yo perseguiré poemas
en tierra firme


Begoña Abad
Graber

Depredadores




Ella huele a Loewe por los cuatro costados, ha dedicado un buen rato para conseguir los efectos que, sin duda, ya percibe con aire triunfador. La blusa deliberadamente abierta, el pelo con un estudiado desenfado, las piernas cruzadas con la precisión de una modelo.
Él se retoca la corbata, echa un vistazo al Rolex y tensa los músculos para que el Armani se ajuste como una cota a la medida. La barra de la cafetería es el territorio a conquistar. Comienza la caza.”

Begoña Abad
Brent Lynch
gracias Javier

viernes, 5 de diciembre de 2014

Puente aéreo


Ella abre la puerta sigilosamente 
y guarda las llaves en el bolsillo del uniforme.
 Camina de puntillas hasta el final del pasillo,
 va quitándose la ropa y sonríe al imaginar la sorpresa. 
Tantea, a oscuras, para buscar el pomo de la puerta del dormitorio.
Al otro lado se escuchan risas enlazadas a un ‘blues’ dulzón. 
Dos hombres se abrazan, seguros de que el vuelo a Londres ha salido puntual.

Begoña Abad
Graber

jueves, 4 de diciembre de 2014

Simonetta


Simonetta,

por tu delicadeza
la tarde se hace lágrima,
funeral oración,
música detenida.
Simonetta Vespucci,
tienes el alma frágil
de virgen o de amante.
Ya Judith despeinada
o Venus húmeda
tienes el alma fina de mimbre
y la asustada inocencia
del soto de olivos.
Simonetta Vespucci,
por tus dos ojos verdes
Sandro Boticcelli
te ha sacado del mar,
y por tus trenzas largas
y por tus largos muslos,
Simonetta Vespucci
que has nacido en Florencia.
Antonio Colinas
Boticcelli

miércoles, 3 de diciembre de 2014

Suéñame


Suéñame que me hace falta

Storni
German Aracil

martes, 2 de diciembre de 2014

Manifiesto




en defensa del cardo y de la ortiga,
en defensa del burro y su rebuzno
y de su condición intrascendente,

a favor de los bosques y su antiguo
modo de ser, a favor de la piedra
que el invierno cubrió de oscuro musgo,

para que vivan peces en las aguas,
pájaros en el aire, rododendros
en los jardines, luces en la noche,

y los hombres se olviden de la prisa
con que van a la nada y no se enteran,
víctimas de un progreso establecido,

para que todo cobre otro sentido
una vez asumido el sinsentido
que es todo, y concentrados en su paso

veamos sin dolor pasar el tiempo
y vivamos minutos, horas, días,
bocanadas de ser, riqueza única,

para que todo vuelva a ser sí mismo,
lo que pasó, lo que es, lo que perdura,
lo que no deja huella de su paso,

para que no dé miedo tener hijos
ni dejar de tenerlos, y el amor
vuelva a ser verdadero, a ser inmenso,

para poder tomar el sol y el aire
y sentarse en la hierba con la gente
y ponerse a charlar largo y tendido,

a favor del cansancio y del descanso,
a favor de los ciclos naturales
y de la rebeldía ante los ciclos,

por los colores y por los sonidos,
por los gustos, los tactos, los olores,
por el juego y el sueño, y los amigos,

en defensa de lo que se ha perdido,
de la paz verdadera, del sosiego,
de la palabra limpia y del silencio.

                    Jesús Munárriz
Daniel Garber

lunes, 1 de diciembre de 2014

Uno en la multitud...



Lanzamos mensajes de texto
correos electrónicos
entradas en bitácoras

igual que los náufragos
lanzaban al mar sus botellas.
Pedimos que nos rescaten

de nuestras islas sin playas.
Como siempre, hay mareas
turistas y mirones numerosos

y sólo de vez en cuando
uno entre la multitud
entiende nuestra letra.

Ana Pérez Cañamares
Blakely

sábado, 29 de noviembre de 2014

Mirando...


Mirando fotografías antiguas 
te das cuenta de lo viejo que eres 
y de lo tonto que fuiste”

 
Karmelo C. Iribarren

viernes, 28 de noviembre de 2014

No era...



No era especialmente bella
pero se le caía todo el tiempo
un tirante del vestido.

Jorge M. Molinero
acá

jueves, 27 de noviembre de 2014

Sólo tres deseos



Sólo pido tres deseos.
1
2
3
¡Concedidos!



Catrin Welz Stein

miércoles, 26 de noviembre de 2014

Nací...



Nací para aprender
y saberlo me mantiene
humildemente feliz
y eternamente asombrada.

Begoña Abad
John Walsom

martes, 25 de noviembre de 2014

Marat Sade 1998



El problema ahora
es que hay muchos vigilantes 
y pocos locos.
El problema ahora
es que la jaula está
en el interior del pájaro.

David Eloy Rodríguez

domingo, 23 de noviembre de 2014

Sólo



Sólo cuando me amas
se me cae esta máscara pulida.

Claribel Alegría
Ansell
Related Posts with Thumbnails