miércoles, 18 de abril de 2012

Bailar con el viento


A Andrés Miquel


Y si fuera un castillo
Habrían de cerrarse las puertas del castillo
Y levantar el puente.
Llenar de agua las fosas
Donde acechan los cocodrilos.
Y si fuera una cabaña,
Sería un madero grueso y pesado
Atravesado contra la puerta.
Tiene y a la vez no tiene
Muchas casas para clausurar.
Casas invisibles que habita
Casas perdidas en los bosques
Casas perdidas en el tiempo
Casas que nadie ve.
Cuando no hay puertas por donde escapar
Lo qué corresponde
Es hacerse invisible
Esperar
convertirse en silencio.

Los árboles no hablan,
Pero bailan con el viento.

Marcela Muñoz Molina

Pintura:Valeriya Kocareva

Gracias Marcela

3 comentarios:

Ana dijo...

Vengo del blog, Beatriz, qué maravilla Marcela, pero se equivoca cuando dice que "nadie ama a los poetas" aún quedan algunos a quienes nos gustan los trenes, elegimos ración diaria de nitroglicerina y desconocemos la disfunción de los ministros de cultura.
Se nos crea una necesidad, se llama Marina, vive en un blog. Tengo que decirle a mi hijo que la poesía es adictiva.

Gracias Beatriz, una vez más.

SUREANDO dijo...

Marcela es de mi tierra, de Puerto Natales, en Ültima Esperanza, patagonia pura.
Ayer recibí su último libro.
La conocí a través del blog de Hugo Vera Miranda "Inmaculada Decepción", otro natalino brillante.
Gracias Ana por tu comentario.

ana maria parente dijo...

Tremendo deseo de incomunicación.

Related Posts with Thumbnails