miércoles, 31 de octubre de 2012

Esa otra guerra



La mujer a la que amo
está lejos y está sola,
y aunque tiene
víveres de sobra,
temo 
que no pueda 
resistir. 
Karmelo Iribarren
Pintura:Graber 

4 comentarios:

Ana dijo...

Si él lo teme, le regala cien días más de supervivencia... dependiendo, en todo caso, de lo profundo de su temor.

¡Este Karmelo, amiga!

(Cumplo años cada día, qué vieja me vuelvo últimamente. Sé que me entiendes)
¡Gracias, amiga mía, por il postino!

SUREANDO dijo...

jaja no Ana, te ves cada día más joven.
A los lectores de poesía les sucede eso.
El otro día andando en bici con mi hijo, creyeron que era su hermana.
Ni te imagines como me sentí.
¡Qué bueno que llegó el cartero!

Odel dijo...

Karmelo no para de sorprendreme
preciosoo
Beatriz

SUREANDO dijo...

Se cree el cuento este Karmelo.
Gracias Odel.

Related Posts with Thumbnails