lunes, 20 de mayo de 2013

El te




Cuando Marianne y su madre 
/Mrs. Moore/ conversan
a través del vapor que se alza de las tazas
algo liviano se instala en el cuadro
por momentos
doméstico
Hablan
como si lo que dicen
antes hubiera sido escrito
"Tendremos que salir 
bajo el paraguas de nuestro contagio"
 / propone la anciana
y Miss Moore la consiente
entre cortos suspiros
Mis hijas entran
y escucho sus voces
incorporándose a la escena:
"No te olvides que un hombre debe ser leído
Hay que leerlo 
                                                                 no sólo escucharlo
Su voz no siempre es su palabra"
responde una a la otra
y advierto que hablan
como si lo que dicen
antes
hubiera sido escrito. 

Graciela Cros
Pintura: Frank Desch

4 comentarios:

eva dijo...

Qué preciosa combinación de texto y pintura!!!

eva

Ana dijo...

Epistolarmente, tampoco.
Vapor de te.
Me quedo el arte.

Marcelo dijo...

Me gusta más la idea del te que la infusión misma. Seguramente es la ceremonia lo que me gusta, mayoritaria en el Reino Unido pero aquí sólo destinado a señoras "paquetas"
Aunque mi abuelo, un asturiano que llegó a La Pampa a los cinco años, gustaba de tomar te en una jarra, con pedazos de limón y con bombilla, a modo de mate extravagante.

SUREANDO dijo...

jajaja entonces yo soy una señora "paqueta" me gusta la ceremonia y me gusta la infusión y tiene que ser a las 5'oclock.

Related Posts with Thumbnails