jueves, 23 de enero de 2014

Las patrias



Los cuadernos rayados marca Rivadavia
Las mesitas de mármol de Las Cuartetas
Los colores rojo y negro de cierto club de barrio
Una sala de teatro, vacía
El olor a tinta de imprenta
La inesperada amabilidad de un desconocido
El mar cada vez que vuelvo a verlo
El recuerdo de una boca con sabor a anís
El frescor de la adobe en el calor de la siesta
Los delantales de mamá
Aquellos libros que nos dejaban soñando
Las mañanas de domingo con diarios en la cama
Un techo de zinc sobre el que bate la lluvia.

Mario Paoletti
Florencia Chihigaren

3 comentarios:

Ana dijo...

Como pilares, así mantenemos los recuerdos.

SUREANDO dijo...

Son las coordenadas que nos ordenan un poco la vida.
¿cómo va el invierno, Ana?

Ana dijo...

Fatal, fatal.
Ahora debería decir eso de que a cada estación hay que encontrarle su belleza, que seguro la tiene el invierno; pero amiga, con un instante de belleza ya estaría bien... "Por no abusar" jaja
Bueno, doy gracias un año más ;)
Quiero una primavera, amiga. Intensamente la deseo.
Con Mº Victoria Atencia, hoy, casi la alcanzo ya...

Related Posts with Thumbnails